Puertas correderas exteriores: permita que el patio entre a su hogar


Las puertas correderas exteriores son muy comunes, pero algunos tipos son mejores que otros. Hay ideas falsas con respecto a este tipo de puerta, ya que a menudo las personas piensan que están disponibles en tamaños estándar y que las piezas se pueden cambiar entre las diferentes marcas.

Lo anterior no siempre es cierto, ya que algunas puertas correderas exteriores tienen 79-1/4 pulgadas de altura, mientras que otros tienen 79-3/4 pulgadas  de altura. Cada puerta es un poco diferente. Los fabricantes hacen un tamaño cerca del estándar, pero eso no implica que sean iguales o intercambiables.

Es importante conocer sobre las opciones y partes que las componen para así poder tomar la mejor decisión al momento de instalar una.

Puertas correderas exteriores de cuatro paneles

un bello ejemplo de puertas correderas exterioresEstas puertas correderas exteriores están compuertas por 4 paneles de vidrio. Dos son fijos en su lugar con tornillos o clips y dos se puede deslizar de lado a lado, y son llamados “operadores”. Los operadores se pueden montar a la izquierda o a la derecha.

Por lo general, la puerta de la pantalla se desliza entre los paneles de vidrio en una pista central. Esto es bueno porque es protegido de la intemperie.

En una puerta corredera exterior de cuatro paneles, hay hojas separadas de vidrio en cada uno de los paneles que por lo general tienen un grosor de 5mm. En muchas ciudades, los códigos de construcción requieren que este cristal sea templado. Esto es importante en el caso de que alguien traspasara el vidrio accidentalmente o ser rompiera debido a algún golpe. Cuando el vidrio es temprano, este se fragmentará en fragmentos pequeños que no representan mucho peligro de corte. Una persona que por error traspase una puerta corredera de cristal no tendrá cortadas graves. Por lo general, las puertas correderas exteriores con más de 20 años de edad no tienen vidrio templado.

Los fabricantes utilizan tres tipos diferentes de cierres. Dos de ellos pueden ser embutidos en los paneles de las puertas y una es de montaje superficial sobre los paneles.

Las puertas correderas exteriores de 4 paneles suelen obtener sus propiedades aislantes del espacio de aire que existe entre los paneles. En tanto que los paneles estén sellados en el alrededor del perímetro y la estructura de soporte se instale correctamente, este tipo de puerta corredera exterior sellará bien y protegerá contra el frío del jardín.

En este tipo de puerta corredera de cuatro paneles, es común encontrar un material plástico entre cada uno de los paneles, con lo cual se rompe la transmisión del calor. Esto evitará que la estructura se caliente demasiado por el constante contacto con el sol.

Puertas correderas exteriores de dos paneles

Las puertas correderas exteriores de 2 paneles consisten en un panel de cristal fijo y otro de control que se desliza. Una puerta de membrana se suele instalar en el exterior.

Este tipo de puertas correderas exteriores se usan a menudo como aislantes térmicos. Muchas de estas puertas vienen con un doble cristal que encierran entre ellas un espaciador que no conduce el calor. Las más nuevas ofrecen gas argón entre los vidrios que ralentiza la transmisión del calor.

Un recubrimiento o película especial también se le aplica a los vidrios para que la pérdida de calor ser menor. Todas estas puertas tienen un vidrio templado de seguridad. Este marco tiene una rotura de puente térmico, al igual que las puertas correderas exteriores de 4 paneles.

Los paneles de este tipo de puertas correderas son más convenientes porque menos paneles tienen que deslizarse. También es más fácil de limpiar porque no hay paneles que desmontar.

El inconveniente es que el cristal térmico resulta caro. Si el cristal se rompe es costoso reemplazarlo. También hay problemas con el fallo en el sello. Si usted tiene una puerta de vidrio que siempre se ve turbia, no importa lo bien que limpie el cristal, es probable que los paneles tengan un fallo en el sello entre ellos. Si este es el caso, a menudo hay que reemplazar todo el vidrio.

Puertas correderas exteriores de tres paneles

Las puertas correderas de tres paneles tienen una puerta fija con un vidrio termal y dos paneles que se deslizan de vidrio templado. Este es el tipo menos común de puerta corredera exterior, pero resultan útiles cuando la opción de poner una puerta corredera de dos paneles no es posible debido al peso. Este estilo soluciona el problema al reemplazar un panel pesado por dos más ligeros.

Hay muchos tipos de puertas correderas exteriores. Es importante analizar el espacio del boquete y la función que necesite desempeñar la puerta corredera exterior para evitar problemas a futuro.

Speak Your Mind

*